María e Isabel

Visitación

«Bendita tú entre las mujeres y bendito el fruto de tu seno”

En esta escena Dios se nos manifiesta y nos manifiesta la verdad del origen de la vida. Isabel, con su vida puesta en las manos del Altísimo, se siente llena del Espíritu Santo y conoce la verdad de la Encarnación. El niño salta en su seno ante la presencia de Jesús dentro de María y es que los dos ya son seres humanos amados y queridos por el Señor de la Vida. Uno de ellos además es Dios y el otro su profeta.                  

flores-animadas Oración:

Padre, ten compasión de las mujeres en trance de abortar y hazles conocer la verdad sobre el ser que llevan dentro. Dales fortaleza y ayuda para que puedan elegir la vida y se alejen del terrible pecado del aborto. Amén.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Vida. Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a María e Isabel

  1. Blanca dijo:

    Padre, ten compasión de las mujeres en trance de abortar y hazles conocer la verdad sobre el ser que llevan dentro. Dales fortaleza y ayuda para que puedan elegir la vida y se alejen del terrible pecado del aborto. Amén.

  2. Señor, “Dales fortaleza y ayuda para que puedan elegir la vida”.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s