Penumbra

 

Ten cuidado con quien andas,  porque la luz y la oscuridad dan penumbra y en la penumbra todo se confunde.

Hay ríos de Misericordia que bajan por el mundo y se pierden en el universo porque nadie bebe de ellos. Son ríos de agua que calman toda sed del ser humano, que limpian la suciedad y nos llenan de Vida. Ríos tranquilos y sosegados, ríos que hablan de la abundancia del Corazón de Dios.  No desperdicies el agua que mana de su costado porque es la ÚNICA QUE TE LLEVARÁ A LA VIDA ETERNA.

“Espíritu Santo, recuérdame las verdades que contradicen las mentiras de mis miedos”.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Oración, Religión, Vida. Guarda el enlace permanente.

6 respuestas a Penumbra

  1. Blanca dijo:

    “Espíritu Santo, recuérdame las verdades que contradicen las mentiras de mis miedos”.
    Un abrazo, amiga

  2. Maria Luisa dijo:

    No tengamos miedos, Jesús sigue abriendo nuestra sed, para que al beber su Agua Viva, se disipen las penunbras.¡Feliz Domingo en el Señor!!!besos :María Luisa

  3. pmartimor dijo:

    Existiendo la luz ¿por qué habremos de ir por la oscuridad tropezando y haciéndonos daño? :))

    La luz de nuestro corazón se apaga cuando no la alimentamos con el aceite del Espíritu.

    Un abrazo
    Pablo.

  4. charito61 dijo:

    yo doy cariño al mundo y el que me sale mal, aya esa persona. preciosa entrada y feliz inicio de semana. besitos

  5. Ana dijo:

    Debemos estar siempre cerca del Espíritu Santo porque Él nos guia y enseña el camino para llegar a Jesús.
    Besos
    Ana

  6. Betsi dijo:

    Hay un hecho en nuestra vida: la sensación vivida, a menudo, de caminar entre sombras y luces. En ocasiones, las sombras-oscuridades son intensas, profundamente intensas; ocasionalmente, vivimos la experiencia del gozo de la luz. Nos gustaría poder dominar la vida, sus misterios, sus interrogantes, sus… y también el hecho de la muerte. Y a pesar de todos nuestros esfuerzos, de los avances actuales, descubrimos grandes sombras que permanecen muy vivas en nuestra existencia. Dios nos ofrece en JESUCRISTO la Luz. El es la luz que ilumina las oscuridades del hombre.

    ¡Dichosos los que se dejan iluminar por Cristo!
    Betsi.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s