Preséntate a Dios

la-presentacion-de-Jesus-en-el-templo-2-de-feb.

Hoy es un día perfecto para que te presentes ante el Señor.  Hoy celebramos y conmemoramos que Jesús es presentado en el templo a Dios. Dios se humilla en un niño y se presenta a si mismo para mostrarnos el camino. En el templo está Dios de forma tangible esperándote para cambiar tu vida. Encontrarnos con Cristo en la Eucaristía y vivir en comunión con Él nos transformará y cambiará nustra carne mortal en incorruptible.

Hoy Jesús está en el centro,  lo rodean tres personas modelos de fe:

– María, la madre, la del SI más grande, necesario, completo y revolucionario de la historia de la humanidad.

 José, el hombre que Dios escogió entre todos para que lo cuidara y protegiera en la gran aventura de la encarnación. El hombre de fe que cree en Dios y no en lo que sus sentidos perciben. Acepta a María, emigra…

– Simeón, el hombre de fe, el hombre que espera muchos años porque cree en la promesa hecha por  Dios de que algún día sus ojos verían al Mesías. El hombre lleno de Espíritu Santo, que es dócil a Él. Su fe es muy fuerte por eso reconoce al Mesías en un niño pequeño. Su encuentro pasa a la historia cristiana y su plegaria se recita a lo largo de todos los siglos:

“Ahora, Señor, según tu promesa
puedes dejar a tu siervo irse en paz:
porque mis ojos han visto a tu Salvador,
a quien has presentado ante todos los
pueblos: luz para alumbrar a las
naciones y gloria a tu pueblo de Israel”

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Fe, Jesús, María, matrimonio, Religión, Templo, Vida y etiquetada , , , , . Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a Preséntate a Dios

  1. Blanca dijo:

    “En este día nos hemos reunido aquí, Dios del amor, para alabarte y darte gracias por el don a la Iglesia de la Vida Consagrada que enriquece y alegra a la comunidad cristiana con la multiplicidad de sus carismas, para promover en todo el pueblo de Dios el conocimiento y la estima de la vida consagrada, y finalmente para celebrar en unión y solemnemente las maravillas que el Señor ha realizado en ella, para descubrir con más límpida mirada de fe los rayos de la divina belleza derramados por el Espíritu en su género de vida y para hacer más viva la conciencia de su insustituible misión en la Iglesia y en el mundo. (Cfr. Mensaje de Juan Pablo II a la I Jornada de Vida Consagrada, 1977).”

    Hoy más que nunca hemos de pedir al Señor generosidad en la juventud, para que algunos escuchen su voz, en la que hay una llamada para consagrarle la vida entera a El para dedicarse de distintas formas a vivir para proclamar el Evangelio y ser samaritanos a lo largo y ancho del mundo de distintas maneras, según los carismas recibidos. Bien dedicándose a la oración y alabanza, para ser el motor que consiga gracias para que otros hermanos consagrados a la vida activa lleven el mensaje de Amor por todo el mundo: siendo otros Cristo…Enseñando, amando, curando,…..Llevándonos a Dios

    Un abrazo, amiga
    http://www.isladesentimientos.es/

  2. pmartimor dijo:

    ¡Cuánto nos hubiese gustado conocer personalmente a Jesús de Nazaret!

    Un abrazo.
    Pablo.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s